Europa

Qué ver en Venecia durante tres días. Miniguía de la escapada a Venecia

Pin
Send
Share
Send


Hace unos meses, nos propusieron el siguiente reto: organizar un viaje de tres días a para dos personas con un presupuesto de 750€, incluyendo vuelos, hotel y dos excursiones. Rápidamente nos pusimos manos a la obra y, sin salirnos de esa cantidad, planificamos un viaje a una gran ciudad italiana que aún teníamos pendiente: Venecia.

Plaza San Marcos desde el Dorsoduro

Siempre habíamos tenido ganas de ir a la ciudad de los canales, así que organizamos un viaje muy especial y romántico de tres días. Pero vayamos por partes. Primero: el hotel. Nos decidimos por el Best Western Sant'Elena, que está en la Isola de Santa Elena, en el extremo oriental de Venecia y a solo 20 minutos a pie de la plaza San Marco. Un consejo: reservar con una antelación de por lo menos dos o tres meses, porque Venecia es muy turística y los mejores hoteles se llenan muy rápido.

Habitación del hotel Best Western Sant'Elena

Luego contratamos dos actividades: «Visita a las islas venecianas» (20€) y «Descubre Venecia y Paseo en góndola» (49€). Con la primera visitamos en una mañana las islas de Murano, Burano y Torcello. Con la segunda dimos un paseo por el sestiere o barrio de San Marcos acompañados de una guía y luego dimos una vuelta en góndola junto con cuatro personas más. Como no teníamos muy claro si queríamos hacer el paseo en góndola los dos solos, optamos por hacerlo con la excursión porque así sale más barato.

Cómo ir del aeropuerto Marco Polo a Venecia

El taxi acuático es la manera más rápida. Caben hasta cuatro personas y te deja en la puerta del hotel. Actualmente tiene una tarifa plana hasta el centro de 110€.

Otra opción más económica es la línea 5-Aerobús a la piazzale Roma y luego desde allí en vaporetto o a pie hasta el hotel. El autobús tarda 20 minutos y cuesta 6€ (11€ i/v). También podéis comprar un billete combinado de bus y vaporetto por 12€, válido durante 90 minutos. Los billetes de autobús se pueden comprar en las máquinas expendedoras que hay en el aeropuerto o en la taquilla de la terminal.

De todos modos, siempre es recomendable consultar al hotel para que os asesoren sobre la mejor opción de transporte. En nuestro caso, nos aconsejaron tomar el bus acuático de Alilaguna, que era el más directo para llegar al hotel. Alilaguna tiene dos líneas de buses acuáticos que salen cada hora, con lo que es importante consultar los horarios. El billete sencillo cuesta 15€ y el de ida y vuelta 27€.

Parada de vaporetto y taquilla cerrada

Cómo moverse por Venecia

La mejor manera de moverse por Venecia es a pie, pero si tenéis que desplazaros de punta a punta podéis usar los vaporettos, que son los autobuses de línea acuáticos de Venecia. Son caros, porque el billete sencillo cuesta 7€ te bajes donde te bajes. También hay abonos turísticos de 24 horas (20€), 48 horas (30€), 72 horas (40€) y de una semana (60€). Los billetes del vaporetto se pueden comprar en los kioscos, en las taquillas de las paradas (que tengan) o en el mismo vaporetto. Hay servicio de vaporetto nocturno, aunque la frecuencia de paso es mucho menor y no siempre paran en todas las estaciones.

Es aconsejable que os hagáis con un buen mapa de la ciudad, ya que suele ser bastante laberíntica. Una buena aplicación para el teléfono o la tablet es CityMaps2Go (disponible en iTunes y Google Play). Antes de salir de viaje os podéis descargar el mapa de la ciudad que vayáis a visitar. No requiere conexión a Internet y tiene un buscador de calles muy práctico. Es mucho mejor que un mapa convencional, ya que Venecia está llena de callejuelas y en los mapas de papel es casi imposible situarse.

Qué ver y hacer en Venecia

Si es la primera vez y estáis pocos días, recomiendo simplemente pasear por la ciudad para ir descubriéndola poco a poco. Los museos son interesantes, pero mejor para más adelante. Aun así, a continuación he hecho una breve lista de las visitas imprescindibles en Venecia que nosotros hicimos.

Palacio Ducal y Basilica de San Marcos Venecia

La plaza San Marcos

Es el lugar más emblemático de Venecia y toda una obviedad en esta lista. Después de hacer las fotos y disfrutar el ambiente, es una buena idea subir a lo alto del Campanile (8€ de 9am a 9pm) para contemplar las vistas. También podéis disfrutar de la plaza tomando un café y escuchar música en directo en la terraza del Café Florian. El capuccino cuesta 12€, pero no solo pagas por el café, sino también por disfrutar de la música, del arte y de la belleza de la plaza.

Campanile

La Basílica de San Marcos

Una de las catedrales más impresionantes y bonitas que he visto. Decorada en estilo bizantino, que ya habíamos descubierto en la Capella Palatina de Palermo. La visita es gratuita, así que siempre hay grandes colas. Una forma de evitar la cola es entrar con una de las visitas organizadas o en la oficina de Turismo de Venecia. Otra forma de evitar colas y sin pagar es ir a misa. Nosotros acudimos por casualidad a la eucaristía que se celebraba el domingo por la tarde y estuvimos casi solos disfrutando de la decoración de la nave principal. Solo hay una pega y es que, obviamente, durante la misa hay que ser respetuosos y no se puede turistear libremente por toda la basílica.

Interior de la basilica de San Marcos

El puente de Rialto

Es uno de los puentes más famosos de Venecia y durante mucho tiempo el único punto por el que se podía cruzar el Gran Canal a pie. Como el puente Vecchio de Florencia, tiene tiendas y casi siempre está abarrotado de gente.

Puente de Rialto

Recorrer el Gran Canal de punta a punta en vaporetto

Desde la isla de Santa Helena nos subimos en el vaporetto número 1, que para en todas las estaciones, y recorrimos el Gran Canal en un trayecto de una hora. El vaporetto pasa muy a menudo, así que vale la pena esperar a que pase uno que tenga asientos en la parte delantera. Es la mejor manera de disfrutar del Gran Canal.

Vaporetto por el Gran Canal

Disfrutar del arte de La Biennale de Venecia

Arte, cine, danza, música, arquitectura… Venecia está más viva que nunca gracias a La Biennale. Esta exposición de arte se celebra cada dos años, excepto la de cine, que es anual. Suele concentrarse en los jardines de la Biennale, pero también hay muchas exposiciones desperdigadas por toda la ciudad. Si viajáis a Venecia durante La Biennale os recomiendo que visitéis su web para informaros sobre qué actividades hay programadas en esas fechas.

Exposición de la Biennale de Venecia

Perderse literalmente por los barrios de Castello, Cannaregio, Santa Croce, San Polo y Dorsoduro.

Especialmente por las zonas más recónditas, que suelen ser las menos visitadas. Así, hasta puede que en algunos puntos os encontréis solos. No busquéis nada en Venecia, guardad el mapa, perdeos deambulando por sus calles y canales, y Venecia os encontrará.

Pin
Send
Share
Send