Europa

Excursión a la Gole dell'Alcanta y el volcán Etna

Pin
Send
Share
Send


El Etna está omnipresente en toda la orografía del este de Sicilia. De hecho, muchos de los edificios construidos en Catania han utilizado piedra volcánica procedente de las diversas erupciones del volcán. Actualmente está activo y justo unas semanas antes y después de nuestra visita entró en erupción.

Para ese día teníamos planificada una excursión por la tarde para conocer la zona, así que como no había plan para la mañana, nos levantamos tarde y acabamos, por sugerencia de la propietaria del B&B, yendo en coche hasta la Gole dell'Alcantara.

En una de las numerosas erupciones del volcán Etna, un torrente de lava se coló por uno de los rápidos del río y al entrar en contacto con el agua fría, esta se solidificó y creó formas basálticas muy curiosas. En verano se puede recorrer el río andando, pagando extra, lo que tiene que ser muy bonito, pero al ser primavera no estaba permitido porque el río llevaba mucha agua. Así que recorrimos un camino que sigue un poco el torrente desde lo alto de la garganta. Al final, la experiencia fue un poco ful, porque, aunque el paisaje es bonito, los 8 euros que valía la entrada nos parecieron demasiado para lo que había que hacer allí.

Al mediodía entramos en un restaurante de comida típica sicilana que nos habían recomendado. Parecía caro, y cuando el propietario nos dijo que el chef había sido discípulo de Ferrán Adrià, nos pusimos a temblar. Al final resultó que el propietario era un enamorado de Barcelona y había estado allí infinidad de veces. Acordamos que nos traería unos antipasto y dos platos de pasta a su elección y lo cierto es que comimos muy bien y el precio al final no fue nada exagerado.

A las tres y media nos vino a buscar al B&B Andrea nuestro guía en la excursión que habíamos contratado para conocer más cosas sobre el volcán Etna. La excursión la compartimos con tres chicas chipriotas que nos aseguraron que en su país no había nada para ver y que mejor que no fuéramos.

Al principio, no había volcán, solo una bahía. Cientos de miles años más tarde, se abrió una grieta en el fondo de la bahía y empezó a salir lava, que se fue solidificando capa sobre capa, hasta formar una isla en la bahía. Miles de años más tarde, esta isla volcánica llamada Kalanna dejó de escupir fuego y luego se crearon dos cráteres sucesivos, el trifoietto uno (trébol) y el trifoietto dos. Luego hubo una implosión y se formó el Valle del Bove (buey) que aún puede verse hoy en día. Posteriormente, sucesivas capas de lava esculpidas escupidas por el monte Etna unieron la isla a tierra firme e hicieron desaparecer la bahía.

Pin
Send
Share
Send